BIENVENIDOS AL MUNDO DONDE LA NOTICIA ES LIBRE
'Habría recursos para el tranvía de la 80 después de 2024'
'Habría recursos para el tranvía de la 80 después de 2024'

'Habría recursos para el tranvía de la 80 después de 2024'

Felipe Vélez, exgerente del sistema de la 80, dijo que se debe insistir en el apoyo de la Nación

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Whatsapp

No cesa la discusión con el Gobierno Nacional por los recursos que le corresponden a Medellín, por ‘Ley de Metros’, para construir el tranvía de la 80.

El pasado 15 de noviembre, en una visita a Medellín, Alejandro Maya Martínez, viceministro de Transporte, afirmó que por lo menos hasta que termine el periodo de Juan Manuel Santos en agosto, la Nación no financiará el sistema masivo de la 80, proyecto bandera de la alcaldía de Federico Gutiérrez.

La razón, según el viceministro, fue que a su despacho no llegaron los planos del sistema tranviario. “En el momento no hay presentado un proyecto como tal en el ministerio. Esperamos que superen la discusión a nivel regional”, dijo el funcionario.

La discusión se trasladó a redes sociales. Felipe Vélez, exgerente del tranvía de la 80, le escribió a Maya recordándole que el 1 de febrero pasado, tanto la gerencia del tranvía como representantes del Metro, estuvieron en su despacho exponiendo el proyecto.

El viceministro respondió que recordaba la reunión, pero enfatizó en que para poder expedir el documento Conpes en el que se asignen los recursos futuros, se requiere radicar la estructuración técnica, legal y financiera definitiva, paso que no ha dado la Alcaldía. “Estamos pendientes”, concluyó.

Vélez, quien dejó la gerencia del tranvía en agosto, le respondió a Maya y le pidió a la Administración continuar con la estructuración para acceder en el futuro a los recursos de la Nación.

¿Tiene o no razón el viceministro Maya?

La discusión con el viceministro ya está zanjada. Él mismo dijo que se había presentado el proyecto ante el Ministerio de Transporte. No sé si sea un problema de interpretación. Es una carta que inclusive se le presentó al presidente de la República a finales de 2016, con esa carta se dio lugar a esa reunión, donde también estaba la Dirección de Planeación.

¿En qué va o en qué quedó la estructuración?

Como íbamos a acceder a recursos del Gobierno Nacional, se contrató a la Financiera de Desarrollo Nacional (FDN). El Gobierno siempre estuvo enterado. Adelantamos una actualización de la selección tecnológica que ya se había hecho en 2006.

En 2016 volvimos a hacer el estudio con la misma compañía que está haciendo los diseños del metro de Bogotá, se llama Systra. Evaluó todas las alternativas de modos de transporte de ese corredor y efectivamente salió la misma alternativa: metro liviano, un sistema tranviario que va por una vía segregada. Esa selección tecnológica da lugar a unos estudios de prefactibilidad en pasajeros, temas financieros, Capex (costo de construcción) y Opex (costo de operación). Había unos diseños adelantados, todo eso se contiene en ese estudio que nos entregaron a comienzos de este año. Después se contratan los diseños de factibilidad con la FDN, que se deben entregar este año. Todo ese proceso fue acompañado por el Gobierno Nacional.

Al ministro de Hacienda se le presentaron alternativas que inclusive la FDN nos ayudó a mirar, en la posibilidad de vigencias futuras dentro del presupuesto nacional. De ahí sale que el ministro dijo que después de 2024 había vigencias futuras para poder financiar el proyecto. El ministro nos pidió que siguiéramos adelante con la estructuración, y creo que es lo que se está haciendo en este momento.

¿El Gobierno solo financia proyectos con estructuración completa?

La ‘Ley de Metros’ no es potestativa. El Gobierno Nacional nunca dio una negativa, ellos tienen dificultades y estrechez fiscal, pero había recursos después de 2024, había alguna posibilidad. No existe en esa ley un procedimiento para acceder a esos recursos. El querer acompañar al metro de Bogotá es una decisión política.

… Es que en Bogotá estaban aún en la discusión sobre los diseños y siempre tuvieron un ‘sí’.

Requiere de voluntad. Nos dijeron: ‘es que ustedes no presentaron la carta’, ahí tienen la carta. No existe como tal un procedimiento, no nos podemos dejar distraer en esa discusión, tenemos que atender la invitación del ministro Mauricio Cárdenas, y del viceministro Alejandro Maya para seguir estructurando el proyecto. Si no es en este periodo de gobierno, que sea en el próximo para poder acceder a los recursos del Gobierno Nacional.

Es que este no es un proyecto importante solo como corredor de transporte, si no por el impacto en el occidente de la ciudad: allí vive 40 por ciento de los medellinenses, más de un millón de habitantes, 38 barrios, ocho comunas.
Tiene externalidades no solo en transporte sino en algo que se llama desarrollo orientado al transporte, la renovación urbana, mejoramiento de la calidad del aire.

No podemos bajar nuestro empeño en el proyecto. Tenemos que unirnos, las fuerzas vivas, para seguirle pidiendo al Gobierno que nos ayude con los recursos que debe aportar por ‘Ley de Metros’.

Ante la negativa de la Nación en aportar recursos y sin que alcance a inaugurar al menos la primera fase del tranvía, ¿ha perdido interés en el proyecto esta Administración?

Para cualquier gobernante debe ser frustrante no poder entregar los proyectos que emprende, pero bien lo decía el alcalde desde la campaña, esta debe ser la prioridad de la ciudad.

¿Se apresuró la Alcaldía en anunciar el proyecto sin tener si quiera los recursos listos?

No, en la gerencia del tranvía teníamos una fecha para hacer el lanzamiento del proyecto. El alcalde siempre fue claro: tenemos que tener la certeza de los recursos para hacer la totalidad del proyecto. Simplemente consignamos nuestra intención de construirlo en el Plan de Desarrollo. El proyecto nunca se lanzó.

Ahora, ante la falta de recursos, surge como plan B la operación de buses eléctricos, ¿está de acuerdo?

Lo más conveniente es que se sigan adelantando todas las actividades de estructuración necesarias para conseguir los recursos que hacen falta. Estas actividades no son poca cosa, me refiero a los intercambios viales, a la gestión social y predial, porque hay personas que se necesitan reubicar y hacer reasentamiento in situ.
También me refiero al traslado anticipado de redes y a la estructuración técnica, legal y financiera que debe ser el último paso necesario para acceder a los recursos para el Gobierno. Hay un tiempo importante para avanzar con todos los preparativos.

¿Entonces qué camino se debe seguir?

Debemos seguir en ese camino, cualquier otra alternativa, cualquier otra inversión en infraestructura temporal, lo único que hace es alejar ese gran sueño. De pronto al final de la Administración, con el nuevo Gobierno Nacional, podamos conseguir los recursos; o que la Alcaldía entrante encuentre un corredor listo para ejecutar el proyecto. El llamado es a que la sociedad acompañe a los mandatarios para que ellos hagan su parte, no generando ese tipo de discusiones técnicas que ya están muy definidas, nos puede pasar lo mismo que ocurrió en Bogotá.

JUAN DIEGO ORTIZ JIMÉNEZ
@JDiegoOrtiz en Twitter
juaort@eltiempo.com

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Whatsapp
Publicidad

NOTICIAS DE HOY

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Instagram